Qué hacer en Nusa Penida. 2 días de aventura en la isla

Compartir en... Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Nusa Penida es una isla árida y poco desarrollada. La isla, hasta hace nada, apenas era visitada, ya que estaba eclipsada por el omnipresente y cercano Bali.

Es por eso, que Nusa Penida mantiene prácticamente su encanto intacto y una atmósfera totalmente misteriosa. (Eso sí, el total abandono de la isla, sin apenas alojamientos ni infraestructuras, desde luego que también ayuda).

Sin apenas hoteles ni restaurantes, Nusa Penida se muestra todavía impoluta de cara al turismo. Y aunque empieza a ser uno de los tours más demandados como excursión de un día desde Bali o desde Nusa Lembongan, todavía son pocos los turistas que se atreven a pasar unos días aquí.

Las carreteras están hechas polvo y son totalmente cochambrosas. Exceptuando el tramo más turístico de la isla, que va del puerto, a la villa principal, ya que la mayoría de los viajeros que vienen aquí lo hacen como parte del tour desde Bali o desde Nusa Lembogan.

Sin duda que si eres intrépido y te gusta la aventura, Nusa Penida es tu isla. En un par de días podrás vivir mil peripecias en este pequeño Bali anclado en el pasado.

Sus acantilados son de infarto, sus playas, escondidas,son del todo salvajes, y perdidas en sus carreteras descansan pintorescas aldeas rurales de agricultores locales balineses.

Hasta aquí todo suena muy bien ¿verdad?… El gran inconveniente de la isla es la falta de buenos alojamientos y sus carreteras destrozadas, que hacen que pierdas todo el día desplazándote de aquí para allá.

Sin embargo la isla de Nusa Penida ofrece una serie de atracciones irresistibles que os dejamos en esta pequeña guía de bolsillo:

1 . Kelingking beach

La playa de Kelingking y su piedra en forma de dinosaurio, es sin duda uno de los sitios más espectaculares de la isla.

Kelingking Nusa Penida

Acércate a este spot en tu moto (o con un tour) y si te atreves (aunque es algo peligroso), baja las escalofriantes escaleras de camino a su impoluta playa.

Consejo top: Si no te atreves a bajar hasta la playa (como nos paso a nosotros) al menos, baja unos peldaños y déjate abrazar por el océano, el viento y el acantilado.

2. Broken Beach

Bastante lejos de todo y por un camino muy cochambroso (de unos 45 minutos) llegaremos a uno de los sitios mas sorprendentes de Nusa Penida: Broken beach.

Broken Beach en Nusa penida

Una playa circular con un impresionante arco natural, que se abre al océano, haciendo las delicias de los fotografos más exigentes.

En esta amplia zona de cortados mirando al mar (date un paseo caminando por los acantilados de los alrededores), ya que se pueden ver mantas raya, deambulando en mar abierto y jugueteando entre las olas.

Manta en Nusa Penida

3. Angel’s Billabong

Con este exótico nombre se conoce a una piscina o jacuzzi natural, que aparece calmado en medio de los acantilados con el mar abierto en su borde infinito. El lugar tiene unas vistas impresionantes, y no es de extrañar que se haya convertido en uno de los más visitados y concurridos de la isla. A veces es común que tengas que esperar y hacer fila, para hacerte con esa foto soñada para Instagram…

Nusa Penida

4. Crystal bay

Nusa Penida apenas tiene buenas playas (cómodas y accesibles), pero esta bahía es la que rompe la norma. La playa de Crystal Bay es idílica, y se llega a ella atravesando un enorme palmeral.

Si te gusta hacer esnórquel éste es tu sitio. Hay muchas excursiones de esnórquel organizadas desde Nusa Lembogan, o desde la propia Penida en barco, pero si eres buen nadador, puedes probar por tu cuenta. Las aguas son muy frías y las corrientes intensas. Cómo consecuencia la vida marina es fantástica.

La mayoría de los tours organizados por Nusa Penida suelen acabar en Cristal Bay, por lo que por la tarde, de 14 a 16 de la tarde se suele llenar de gente.

Nusa Penida

5. Atuh beach y las Casas del Árbol

Muy retirada y al otro lado de la isla (sólo la larguísima excursión, ya merece la pena por el paisaje), se encuentra Atuh beach, un playa de apariencia prehistórica, con rocas a modo de atolones en medio del mar. La playa en sí no invita mucho al baño (hay rocas enormes puntiagudas por todo el fondo) pero aquí se puede descansar, refrescarnos y comer algo en su chiringuito. El camino a la playa de bajada está completamente lleno de socavones, así que mucho cuidado si vais en moto. Si lo queréis evitar, mejor dejadla arriba y bajaos dando un paseo.

Atuh bech en Nusa Penida

Cogiendo sin embargo el desvío, que hay justo antes de bajar a la playa de Atuh, llegaremos a las Casas del Árbol, un modesto resort de cabañas de madera y paja que se se asoman a la inmensidad del mar y sus acantilados. Merece mucho la pena explorar la zona y sus vertiginosos cortados al mar.

Casas del Árbol en Nusa Penida

7. Templo Cueva Pura Goa Giri Putri

Este increíble templo balines se esconde en una cueva a la que hay que llegar atravesando un estrecho pasadizo. Se necesita pareo y faja para entrar, y un donativo para entrar.


Nusa Penida

La ruta de 2 días por Nusa Penida: 

Los atractivos de la isla se pueden visitar fácilmente en 2 días. Puedes organizar tu estancia en Nusa Penida de la siguiente manera:

Día 1

  • Kelingking beach
  • Broken beach & Angel’s Billabong
  • Descanso en Crystal Bay

Día 2

  • Casas del Árbol
  • Atuh beach
  • Parada a la vuelta en Templo cueva Pura Goa Giri Putri
  • Tarde en Crystal Bay

¿Tienes días extra?


Moto en Nusa Penida

En moto por Nusa Penida

Nada más desembarcar en Nusa Penida, y al llegar al puerto, algunos paisanos te van a ofrecer destartaladas y viejas motocicletas automáticas para que te muevas por la isla. Esta especie de mafia (por llamarlo de alguna manera, aunque son buena gente 😀) que las alquila, además de darte motos viejas, no suelen tampoco ofrecerte casco. Además, el precio del alquiler está muy por encima que en el resto de Indonesia. Pero bueno, la isla es todavía muy rural, y apenas hay infraestructura.

Nosotros cogimos una vieja moto destartalada (comprobando antes los frenos) y sin ningún casco (ya que en ese momento no había disponibles) por 70000 RP. Si la moto no os convence, siempre os quedará alquilar un taxi con conductor hasta alojamiento, y allí intentar negociar algo mejor. La opción de furgoneta todo el día con conductor privado estaba por unos 500000 RP.

Como os hemos remarcado las carreteras de Nusa Penida en muchos tramos están totalmente hechas polvo y con grandes socavones. Hay que ir con mucho cuidado y las caídas son frecuentes. Os podemos decir que para visitar las atracciones principales de la isla (sobre todo cuando quedaban pocos kilómetros para llegar), la mayoría de las veces íbamos conduciendo la moto sobre rocas (literalmente). Eso, sumado al riesgo que conlleva conducir la moto (sin casco) compartiendo carretera con las furgonetas de los tours. Estas furgonetas van bastante rápidas, y tienen cero consideración hacia los turistas que van en moto por la isla.

Consejos top:

  1. Madruga todo lo que puedas y siempre te quitarás tráfico y gente.
  2. No olvides llevar licencia internacional (tu seguro de viajes si tienes alguna percance es posible que te la reclame)

En las carreteras de Nusa Penida las distancias no son largas, ya que suelen ser pocos kilómetros, pero con el estado actual de los caminos (a veces infernal), los trayectos se hacen eternos. No cabe duda, que en unos años y con la llegada del turismo, las carreteras poco a poco irán mejorando.

No obstante, si lo que quieres es explorar una isla pequeña y con buenas carreteras, entonces te recomendamos conducir por Nusa Lembongan. En esta isla las carreteras son mejores y todo fluye con mucha mas normalidad.

Nusa Penida

Cómo llegar de Nusa Lembogan a Nusa Penida

Hay conexiones diarias entre las dos islas y muchas tours de día vienen desde aquí. Nusa Lembogan sin llegar al desarrollo (ni mucho menos) de Bali, ofrece mucha y buena oferta de alojamientos, restaurantes, carreteras y playas.

Cómo llegar de Bali a Nusa Penida

Todos los barcos y lanchas rápidas salen desde la playa Sanur, lo mejor es acercarnos allí y preguntar en varios chiringuitos a ver que compañía nos ofrece el mejor precio.

Cuidado porque una vez al mes y con la luna llena, existe el Silence Day o Día del Silencio. Éste día y según la fuerte tradición Balinesa, se prohibe atravesar el mar y el estrecho hasta la isla, por lo que se suspende el tráfico de barcos hasta la siguiente mañana.

Hasta hace poco, se podía también salir en ferri publico desde Padang Bai, con el que podías llevarte tu propia moto(alquilada en Bali) a la isla. En septiembre de 2017 este servicio llevaba cancelado meses, según el personal del puerto, por avería. Asegúrate de chequear este servicio en el propio puerto de Padang Bai.

Hay otros barcos rudimentarios pero bastante baratos que salen desde el pequeño pueblo de Kusamba (muy cerca de Padang Bai), eso sí lo que te ahorras por un lado en el barco, puede que te lo dejes en llegar hasta allí. Se puede gestionar transporte + barco desde Padang Bai.

Nusa Penida

Dónde dormir en Nusa Penida

Como bien os hemos comentado, la isla apenas cuenta con unos alojamientos de no mucha calidad y de precio mas bien alto. Lo mejor es echar un vistazo en booking.com y que  juzguéis por vosotros mismos. Lo poco que hay se llena con mucha facilidad, así que nuestro consejo es reservar con antelación.

Los hoteles en Nusa Penida, además de caros no son muy buenos, así que si quieres ahorrarte 15 euros en tu reserva, hazlo con con nuestro enlace ¡De nada! 😉

Samuel G.

Explorador, amante del vino y de los viajes. Vivo en Phnom Penh desde septiembre de 2015. Fascinado por el Sudeste Asiático y después de varios viajes, decidí trasladarme a Asia definitivamente. Aquí ejerzo como profesor de español y visito la región con tranquilidad.
Compartir en... Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Deja un comentario